www.mercacei.com
El análisis genómico asigna a la subespecie Multiplex la causa del brote de Xylella fastidiosa detectado en Alicante

El análisis genómico asigna a la subespecie Multiplex la causa del brote de Xylella fastidiosa detectado en Alicante

La consellera de Agricultura valenciana, Elena Cebrián, expuso ayer ante la ministra de Agricultura, Isabel García Tejerina, y los representantes de las Comunidades Autónomas en la Conferencia Sectorial celebrada en Madrid, la situación tras la detección de la bacteria Xylella fastidiosa en Alicante y las actuaciones llevadas a cabo desde la confirmación del brote en el término municipal de Castell de Guadalest. Como novedad, el análisis genómico solicitado al laboratorio del Instituto de Agricultura Sostenible del CSIC en Córdoba ha asignado a la subespecie Multiplex la causa del brote detectado.

Lo ha hecho tras analizar 10 muestras de ADN de almendro confirmadas como positivas para la Xylella fastidiosa por el Laboratorio Nacional de Referencia de Bacterias Fitopatógenas, que es el Instituto Valenciano de Investigaciones Agrarias (IVIA).

Según la consellera valenciana, la adjudicación a la cepa Multiplex permitirá enfocar mejor las inspecciones y el seguimiento al grupo de plantas más susceptibles a esta subespecie como son el ciruelo, el melocotón, el roble, el plátano o el arándano, además del almendro.

Cebrián explicó las medidas adoptadas como el perimetrado y la fumigación de la zona afectada en 150 metros a la redonda; la erradicación del arbolado y prospecciones detalladas en 100 m. alrededor, y la inmovilización del material vegetal en un radio de 10 km., un área esta donde se llevan a cabo, además, prospecciones visuales y se hará un amplio muestreo de material vegetal.

En referencia al IVIA, Cebrián advirtió de que el instituto valenciano puede necesitar un mayor apoyo en esta etapa, en la medida en que aumente el número de controles y analíticas requeridas. En su opinión, este incremento es previsible porque en todas las Comunidades Autónomas se están activando los protocolos de seguimiento y monitoreo de la enfermedad.

La titular de Agricultura valenciana también recalcó la necesidad de que el Gobierno de España ejerza un papel activo de coordinación de actuaciones, comunicación con las Comunidades Autónomas y apoyos donde sean necesarios más medios técnicos o personales, en relación con la entrada en la Península de esta bacteria.

Además, Cebrián insistió en la necesidad de una dotación financiera específica para investigación sobre prevención y tratamiento de las enfermedades causadas por Xylella fastidiosa, sobre cultivos y especies mediterráneas, tendiendo en cuenta las condiciones ambientales particulares de las diversas zonas de cultivo españolas.

Norma que unifique criterios

Por su parte, el consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Rodrigo Sánchez Haro, solicitó al Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (Mapama) que establezca “un marco jurídico que aporte seguridad a los agricultores” y evite posibles desigualdades entre productores que puedan verse afectados por la Xylella fastidiosa en distintas Comunidades Autónomas.

Sánchez Haro consideró “imprescindible” contar con una norma que unifique la cuantía y los criterios para el cálculo de las compensaciones que establece la Ley de Sanidad Vegetal y con “una previsión presupuestaria para garantizar a los afectados la mayor agilidad en el trámite de las indemnizaciones” en caso de ser necesarias.

El consejero de Agricultura andaluz recalcó que la lucha contra esta bacteria es “un asunto de absoluta prioridad” para Andalucía y que, tal y como concluyeron los representantes del sector reunidos en la Mesa de Sanidad Vegetal la pasada semana, la Xylella “debe combatirse entre todos: administraciones y agentes privados”.

“Nuestra intención es trabajar en estrecha colaboración con el Ministerio, reforzando la estrategia nacional y vamos a extremar las medidas contempladas en la Estrategia Andaluza”, apuntó Sánchez Haro, al tiempo que precisó que esta planificación contempla medidas de vigilancia, prevención y detección de la bacteria, así como investigación, formación y difusión de información.

Hasta la fecha, según esta Consejería, todos los controles realizados han dado resultado negativo para esta bacteria.

google+

linkedin

Imprimir

Enviar