www.mercacei.com
Nace Alía, el AOVE gourmet del Somontano

Nace Alía, el AOVE gourmet del Somontano

lunes 28 de abril de 2014, 12:04h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

25/04/2014 - La variedad de oliva verdeña, única en Huesca, es el origen de Alía, un nuevo aceite de oliva virgen extra gourmet que, además de por su limitada producción -únicamente 800 botellas-, destaca por la calidad en su proceso de elaboración. Se trata de una variedad procedente de olivos centenarios que crece exclusivamente en la zona de Huesca y que se caracteriza por su calidad, trazabilidad y sabor.

Este AOVE se presentó ayer en Madrid en un acto al que asistieron Álvaro González Coloma, director-gerente de la Fundación Patrimonio Comunal Olivarero; José María Pisa, escritor gastronómico; y Miguel Fernández-Sanguino, fundador de este nuevo aceite gourmet. 

Alía cuenta con tres ingredientes únicos en su creación: la recogida manual de las aceitunas tempranas (a principios de noviembre) en olivos centenarios, un periodo de tiempo inferior a dos horas entre la recogida de las aceitunas y la molienda y, por último, la presión mecánica en frío de la propia molienda. El resultado es un aceite suave y afrutado, con gran estabilidad, perfecto para tomar en crudo acompañando a tostadas, pescados, mariscos, verduras o ensaladas, según ha destacado la firma.

Su nombre, Alía, hace referencia a una variedad autóctona de olivos de Somontano de Barbastro (Huesca) en peligro de extinción. Por tanto, se trata de un homenaje a las variedades de la zona que son desconocidas y olvidadas.

Además, este AOVE, que puede adquirirse en puntos de venta específicos de ciudades tales como Madrid, Barcelona, Zaragoza y Jaca, es el resultado de un proyecto personal del emprendedor jacetano Miguel Fernández-Sanguino. En su etiqueta, además de las especificaciones propias del aceite, se puede encontrar un poema de Francisco Ferrer Lerín, cuyo contenido ha inspirado el logotipo y diseño actual de la botella.