www.mercacei.com
La Junta informa a los Agentes de Medio Ambiente acerca de la Xylella fastidiosa para trabajar en su detección precoz

La Junta informa a los Agentes de Medio Ambiente acerca de la Xylella fastidiosa para trabajar en su detección precoz

jueves 30 de noviembre de 2017, 14:02h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

La Junta de Andalucía potenciará en la provincia de Córdoba la detección precoz de la bacteria Xylella fastidiosa, uno de los principales patógenos que puede afectar al olivar y considerada una de las más graves amenazadas para la agricultura mediterránea.

El delegado de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, Francisco de Paula Algar, ha participado en una jornada de formación dirigida a los Agentes de Medio Ambiente, en colaboración con el Departamento de Sanidad Vegetal de la Delegación Territorial de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, con el objetivo de dar a conocer las particularidades y efectos de esta bacteria, y así poder detectarla de una forma precoz en el territorio de la provincia.

La Xylella fastidiosa es una bacteria con un enorme potencial patógeno sobre gran número de plantas hospedantes que puede producir graves daños en cultivos de gran importancia económica en Andalucía como el olivo, los cítricos, la vid, y los frutales de hueso. Además, no sólo afecta a las especies agrícolas, sino también a especies forestales como encinas, alcornoques, acebuches, olmos, adelfas y romero, entre otras.

Según ha indicado la Administración Autonómica, aunque todavía no se ha detectado ningún caso en Andalucía, se la considera una de las más graves amenazadas para la agricultura mediterránea por el alto número de especies vegetales a las que afecta y la gravedad de los daños que provoca. La bacteria se aloja en el xilema de las plantas y se transmite de forma natural de unas plantas a otras mediante la colaboración de insectores vectores, cercópidos y cicadélicos, entre otros. El ser humano contribuye a la dispersión a larga distancia al trasladar, de forma imprudente, plantas de un lugar a otro sin las debidas garantías sanitarias.

El delegado de Medio Ambiente ha señalado que la finalidad de la reunión “ha sido la de transmitir los conocimientos adecuados a los Agentes de Medio Ambiente para que, en el ejercicio de sus funciones y en el desarrollo habitual de su trabajo, puedan detectar la sintomatología de esta enfermedad en las especies forestales”. Algar destacó asimismo la “estrecha colaboración” existente entre las dos Delegaciones territoriales “con el fin de realizar un trabajo coordinado en ámbitos como este”.

De ahí que se potencie la labor de estos Agentes que realizan multitud de servicios ligados a la protección del medio ambiente, contando para ello con 80 efectivos distribuidos por toda la provincia de Córdoba. La mayor parte de sus actuaciones está relacionada con inspecciones en los espacios naturales y uso público, en vías pecuarias, corredores y puertas verdes, en prevención y calidad ambiental y en aguas.