www.mercacei.com

Fake news

Mercacei Semanal 1.102

jueves 19 de julio de 2018, 15:04h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

Alos españoles nos gusta chapurrear el spanglish. Que si bloggers, resetear, runner, afterwork, freelance, spoiler... y ahora fake news o, lo que es lo mismo, noticias falsas, la nueva revolución del siglo XXI. Es algo así como lo que hizo Goebbels en los años 40 pero aplicado a la era digital. Si una mentira repetida mil veces se convierte en verdad, imagínense retwitteada por 40.000 usuarios...
El último en sufrir las consecuencias de la era del todopoderoso noticiario de Internet es Dcoop. Llevamos casi un mes leyendo en los medios generalistas noticias sobre este grupo. Según estos diarios, Dcoop está realizando maniobras día y noche para tumbar el precio del aceite y controlar el mercado; quiere hundir los precios y reventar el mercado; se encuentra realizando compras masivas de aceite de oliva en el exterior; y ha sido sancionado por Aduanas por importar aceite de baja calidad del norte de África y españolizarlo con el fin de venderlo en Estados Unidos. Vamos, que en ese grupo no duermen, con este ir y venir de maniobras de (des)equilibristas A la hora de publicar estas informaciones, ¿qué fuentes citan estos medios generalistas? Pues ninguna. De hecho, cuando comenzamos a leer estos artículos y Mercacei se puso en contacto con Dcoop para saber qué había de verdad en estos titulares, el responsable de comunicación nos indicó que éramos el primer medio en llamar a su teléfono. Esto supone un gran problema, pues significa que cualquiera puede publicar lo que quiera, sin contrastar, sin redactar, sin informar, con el simple ánimo de crear polémica. Y luego, que el perjudicado se defienda. Aquí paz y después gloria. Son tiempos extraños para la comunicación cuando en lugar de comprar el periódico nos informamos por las redes sociales. Porque ahora todo es gratis y, cuando es así, ese todo acaba perdiendo su valor. Hace unos meses una señorita llamada Elle Darby, y autodenominada influencer, escribía un correo electrónico al hotel Charleville Lodge de Dublín para pedir cinco noches gratis a cambio de mostrar el establecimiento en sus redes sociales. Ella defendía esta acción aludiendo a sus 98.000 suscriptores en YouTube y 76.000 seguidores en Instagram. Unos días más tarde, otro supuesto influencer, sin nombre y con una carta de presentación que se reducía a tener “un perfil que recomienda restaurantes y los puntúa”, escribía al restaurante Diverxo, del chef Dabiz Muñoz (3 estrellas Michelin), para que le invitaran a comer a cambio de una “recomendación”. Tanto el dueño del Charleville Lodge como Muñoz se negaban entonces a dar gratis sus servicios, pero ¿cuántos otros habrán aceptado este “chantaje social”? Raro es el día que no se ofrecen supuestos influencers que, en realidad, no tienen seguidores más allá de sus amigos. Sólo quieren muestras gratis o productos gratuitos. A estos últimos, más que influencers los llamaría “gorroners”, como nos confesaban hace un año en el Especial AOVEbloggers de Mercacei Magazine los expertos en comunicación de nuestro sector. Hablando de lecturas veraniegas, en unos días sale nuestro Magazine 96, sumando uno más para llegar a los 100 el año que viene. ¿Qué menús han degustado los jugadores de la Selección Española en Rusia? ¿Cuáles son las tendencias en la elaboración de vírgenes extra Premium? ¿Cómo se catalogan las nuevas variedades de aceituna? No se preocupen, busquen una buena sombra, que Mercacei Magazine hará el resto.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Mercacei

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.