www.mercacei.com

El reinado de la salud

Mercacei Semanal 1.121

viernes 04 de enero de 2019, 10:46h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

Nos encontramos con un pie en 2018 y otro en 2019, a la espera de descubrir todo lo que este último tiene que ofrecernos. Si hablamos de salud, su antecesor dejó el listón muy alto. Todo comenzó con el debate acerca de la acrilamida, un compuesto orgánico que se forma cuando los alimentos se someten a temperaturas superiores a 120° C y con bajo nivel de humedad. Si bien desde 2013 la UE venía alertando sobre la aparición de este compuesto en algunas patatas fritas industriales debido a las grasas con las que éstas se fríen, este año salió a la luz un nuevo reglamento que establecía los niveles máximos para que su ingesta no pusiera en riesgo la salud humana. En este contexto, fueron numerosos los médicos e investigadores que aprovecharon la ocasión para reivindicar el uso de aceite de oliva para cocinar y freír, al tener un punto de ebullición más alto, mostrándose idóneo para adaptarse a esta legislación europea.

Pero es que, tan solo unas semanas más tarde, científicos de la Universidad de Atenas (Grecia) demostraban que la Dieta Mediterránea y el consumo de aceite de oliva muestran efectos beneficiosos sobre la capacidad sexual, a través de la mejora de las propiedades elásticas aórticas y los niveles de testosterona, en hombres mayores. Un total de 667 hombres -de 67 años de media, en rango de edad de entre 45 y 105 años- formaron parte de la muestra del estudio que concluyó que el seguimiento a largo plazo de esta dieta y el consumo de aceite oliva aumentan los niveles de testosterona y mejoran las propiedades elásticas aórticas, ofreciendo un efecto sinérgico a la capacidad sexual de los hombres mayores, independientemente de la existencia de enfermedades cardiovasculares y factores de riesgo.

Por si esto fuera poco, a mediados de año se publicaba un estudio científico de la Universidad Jaime I de Castellón que ponía de relieve que los adolescentes que siguen una Dieta Mediterránea complementada con AOVE obtienen un mayor rendimiento académico. Los investigadores descubrieron, además, que este efecto positivo se ve facilitado por las mejoras en la calidad del sueño.

Asimismo, otra nueva investigación -esta vez de la Universidad de East Anglia, en Reino Unido- determinaba que seguir una dieta rica en frutas, verduras, nueces, cereales sin refinar, aceite de oliva y pescado puede reducir significativamente la pérdida ósea de la cadera en sólo 12 meses, que afecta especialmente a las mujeres. Precisamente a este grupo de la población se enfocaba un estudio del Ciberesp, que concluía que las mujeres embarazadas que siguen una Dieta Mediterránea tienen menos riesgo de que sus hijos e hijas tengan una trayectoria de crecimiento acelerado -caracterizado por un peso elevado al nacer y un incremento rápido del mismo en la infancia-, hecho que podría determinar un mayor riesgo de obesidad en el futuro.

Finalmente, en el último trimestre del año veía la luz una investigación sobre la conexión entre los genes y el estilo de vida en el desarrollo de la degeneración macular relacionada con la edad (DMAE), una de las principales causas de ceguera, que constataba que las personas que se adhieren a la Dieta Mediterránea reducen el riesgo de esta enfermedad en etapa avanzada en un 41%.
Mejora psicológica, ósea, sexual, cardiovascular... existen pocos lugares fuera del reinado saludable de la Dieta Mediterránea y el AOVE.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Mercacei

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.