www.mercacei.com
El AOVE en clave holística

El AOVE en clave holística

Mercacei Semanal 1.193

lunes 06 de julio de 2020, 12:50h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

El aceite de oliva virgen extra ha sido el ingrediente culinario y el remedio más importante para los habitantes mediterráneos desde la antigüedad, constituyendo el eje vertebrador de la famosa Dieta Mediterránea. Bautizado por Homero como el “Oro Líquido” e Hipócrates, como el “Gran Sanador”, se considera la grasa más saludable de la tierra gracias a su notable composición, rica en antioxidantes, ácidos grasos, vitaminas... y mucho más. Podríamos decir que se trata del único líquido -sin contar el agua- que acompaña a muchas personas alrededor del mundo durante todos los días de su vida. En definitiva, nos encontramos ante el mayor regalo de la Madre Naturaleza a toda la humanidad. Un auténtico elixir holístico cuyo fin último es nuestro bienestar.

Si el aceite de oliva virgen extra es realmente un alimento tan valioso, ¿por qué aún no ha obtenido la gloria y el reconocimiento que se merece? Debemos admitir que, durante la última década, la situación del sector oleícola ha mejorado mucho. Empresas, productores, chefs y consumidores han comenzando a centrarse, cada vez más, en la calidad del AOVE y en comprender las singularidades de cada una de sus diferentes variedades. Pero, si consideramos las cifras de consumo mundial de aceite de oliva en comparación con las de su producción, podemos decir firmemente que todavía nos queda un largo camino por recorrer.


Para comprender realmente la complejidad de este producto, debemos centrarnos en su dimensión holística. El aceite de oliva es el producto más holístico que existe en la cocina, ya que abarca todas las dimensiones del ser humano: el cuerpo, la mente y el alma. Para aquellos que no están familiarizados con este término, “holismo” proviene de la palabra griega “όλος” (holos) que significa “todo, todo, todo”. Representa la idea de que los elementos -ya sean físicos, biológicos o sociales- deben contemplarse como conjuntos y no simplemente como la unión de todos sus componentes. Hipócrates, considerado el “padre de la medicina”, fue el primer médico holístico, filósofo y maestro que, ya hace 2.500 años, sostenía que todas las enfermedades tienen una explicación física racional y que el cuerpo debería ser tratado como un todo y no como una serie de miembros separados unos de otros. Él creía firmemente en el poder curativo de la naturaleza, por lo que experimentó y creó cientos de recetas a partir de hierbas y aceites. Sin embargo, sólo el aceite de oliva se ganó el apodo de “Gran Sanador”, pues, según él, podía curar la mayoría de los trastornos. Su enfoque holístico de la salud, la belleza y el bienestar es un legado que todavía inspira a médicos, profesionales holísticos, naturópatas y coaches del bienestar en todo el mundo. “Prevenir es mejor que curar” y “que tu alimento sea tu medicina y tu medicina sea tu alimento” son citas hipocráticas que, más de dos milenios después, siguen marcando tendencia hoy en día.

¿Siguen intrigados acerca de los beneficios holísticos del AOVE para nuestro cuerpo, mente e, incluso, alma? Desvelamos todos ellos en la próxima edición de la Guía EVOOLEUM cuyos contenidos son puro bienestar. Estamos seguros de que hasta Hipócrates lo hubiese reconocido!

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios