www.mercacei.com
Borrón y “cosecha nueva”

Borrón y “cosecha nueva”

Mercacei Semanal 1.196

miércoles 22 de julio de 2020, 17:50h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

Si contamos en años lectivos, finaliza ahora el que recordaremos como el más complicado de nuestra historia reciente. El pasado mes de marzo la realidad superó, con creces, la ficción y nos vimos arrasados por una pandemia sin precedentes en pleno siglo XXI. Como un tsunami sin previo aviso que hizo tambalearse los cimientos de nuestra sociedad y nos recordó, una vez más, lo frágiles que somos como individuos y como colectivo.

Si alguna vez hemos tenido ganas de hacer borrón y cuenta nueva, es ahora. Deberíamos aprovechar estas vacaciones para reflexionar sobre todo lo ocurrido. Nada es eterno, pero nuestras acciones diarias tienen que pretender serlo, deben servir para cambiar a mejor todo aquello que creamos que no se está haciendo correctamente.

Desde el sector oleícola, nos vamos de vacaciones con muchos temas en el aire. ¿Podremos comprar a la vuelta AOVE en botellas de plástico? ¿Se llegará a un consenso acerca de la aplicación del Real Decreto-ley 5/2020 por el que se lleva a cabo una modificación de la Ley de la Cadena Alimentaria? ¿Seguirán los agricultores tomando las calles y reclamando precios justos para el aceite de oliva en origen?

Y luego está el tema de la salud, el miedo a otro rebrote de COVID-19, los presupuestos de Bruselas, la inestabilidad política, la “guerra fría” entre China y Estados Unidos... Desde luego, dan ganas de perderse en un chiringuito en el que no haya ni tele ni wifi para poder desconectar, aunque sólo sea durante unas semanas, de este mundo tan raro en el que vivimos. Eso sí, que por favor tengan un buen AOVE. No habría nada más triste que atravesar otro apocalipsis sin tener un gran virgen extra a nuestra disposición.

Otra buena opción es hacer turismo nacional, y os diré por qué. Esta crisis se ha cebado especialmente con los bares, hoteles y restaurantes de nuestro país. Cuando hemos sentido la necesidad de celebrar algún acontecimiento importante de nuestra vida
-un cumpleaños, un bautizo, una pedida, una “despedida”, un ascenso en el trabajo, otra Champions para nuestro equipo de fútbol...- siempre han estado ahí. Nos han dejado quedarnos “un ratito más” en la terraza aunque deberían haber cerrado a las 00:30; nos han invitado a un chupito porque la ocasión lo merecía; nos han dejado una nota de bienvenida junto a una copa de champagne fresquita en la terraza de la habitación... Los bares, los restaurantes y los hoteles nos han acogido cuando nos ha hecho falta y ahora ellos nos necesitan más que nunca. No les demos la espalda. Tomémonoslo como un buen momento para redescubrir nuestra ciudad, nuestro pueblo o el de al lado. Seguro que descubrimos un montón de rincones fascinantes que no habíamos tenido en cuenta hasta ahora.

Es momento de solidaridad, de cuidarnos los unos a los otros. Así, cuando volvamos, podremos hacer borrón y “cosecha nueva”, que buena falta nos hace a todos.

Desde este rincón, tan sólo puedo desearos un muy feliz verano de buena gastronmía, mejor compañía, grandes AOVEs... y “modo avión”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios