www.mercacei.com
Aforos y aforados

Aforos y aforados

Mercacei Semanal 1.205

martes 27 de octubre de 2020, 13:39h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

Son tiempos de previsiones y aforos. A las puertas de la campaña 2020/21, marcada por un tímido comienzo entre ligeras precipitaciones, el sector se enfrenta irremediablemente a la incertidumbre total que supone la primera cosecha en tiempos de COVID-19 en medio de anuncios de estados de alarma y toques de queda -si no estuviésemos seguros de que vivimos en la realidad parecería que hablamos de una novela de ciencia ficción desarrollada en un mundo apocalíptico-.

En un mundo paralelo y civilizado, esta situación habría sido lo suficientemente importante como para unirnos a todos y hacer un frente común, pero no hay nada que remueva más la miseria colectiva que los malos augurios. Ha sido hacerse público el ya tradicional aforo de la Consejería de Agricultura de la Junta de Andalucía y saltar en cuestión de segundos la práctica totalidad del sector cooperativo y de las organizaciones agrarias. “Que será mucho menor, que no va a llover, que si hay intereses en decir que los enlaces de campaña no son altos...” En fin, que no sabemos si lloverá o no, pero de lo que estamos totalmente seguros es que nunca va a llover a gusto de todos. Y ya no sólo en este sector, ni siquiera en este país -huelga hablar sobre el bochornoso espectáculo al que nos someten los políticos a diario en el Congreso-, sino en el mundo entero.

Se están aplicando medidas anti-COVID tanto a nivel nacional como autonómico que llegan incluso a contradecirse algunas de ellas. Porque el Ministerio de Agricultura presentó en agosto a las CCAA una guía de recomendaciones para minimizar el riesgo de transmisión del coronavirus entre temporeros, pero donde hay patrón no manda marinero. Y en nuestro país parece haber últimamente muchos patrones y muy pocos marineros.

No se si les interesará a todos aquellos que no quieren arrimar el hombro que “un 42% de los trabajadores españoles presenta síntomas de ansiedad debido a la crisis del COVID-19”, según un estudio recientemente publicado por Affor Prevención Psicosocial. Porque esta situación nos ha pasado -y aún sigue pasándonos- por encima y ya es hora de reponernos y avanzar. Esta nueva cosecha debería suponer una oportunidad para resintonizarnos, como la TDT, pues la cosecha es la primera de las batallas que nos esperan. Una vez que salgamos victoriosos de ella, todavía nos quedará la guerra más complicada, la comercial, en una realidad distorsionada y a años luz de la que conocíamos hasta ahora en la que las ferias y las reuniones de negocios físicas han dejado de celebrarse. Ahora debemos vender nuestro producto frente a una gélida pantalla de ordenador, lejos de los maravillosos aromas y las sensaciones que nos provoca un AOVE recién exprimido. Así que sí, cualquier ayuda es poca. Enterremos el hacha de guerra antes de que nos enterremos todos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios