www.mercacei.com
¿Cómo afectará el Brexit al aceite de oliva español?

¿Cómo afectará el Brexit al aceite de oliva español?

lunes 28 de diciembre de 2020, 12:27h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

Tras intensas negociaciones, la Comisión Europea (CE) alcanzó el pasado 24 de diciembre un acuerdo con Reino Unido sobre las condiciones de su futura cooperación con la Unión Europea. Reino Unido representa un 10% de las exportaciones agrarias españolas, siendo un destino importante para sectores clave como el aceite de oliva.

A falta de analizar los detalles del acuerdo, en materia agroalimentaria, según informó Cooperativas Agro-alimentarias de España, no habrá aranceles ni cuotas en las exportaciones europeas y se respeta el sistema de indicaciones geográficas europeas. También el acuerdo contiene disposiciones sobre el llamado “Level Playing Field”, las condiciones justas de mercado, que intentará evitar que Reino Unido conceda ventajas competitivas a sus sectores económicos, como el agrario, a través de normas de competencia más laxas o ayudas de estado que puedan dañar a los sectores europeos.

Con cifras de 2019, Reino Unido, con 45.000 toneladas, alcanzó el 4,3% del total de las exportaciones de aceite de oliva español, cuyo valor superó los 130 millones de euros, según datos de Juan Vilar Consultores Estratégicos, que precisó que se trata del quinto país, junto con Japón, que más aceite de oliva español consume.

Según explicó, desde el 1 de enero de 2021 las transacciones de bienes entre España y Reino Unido dejarán de tener la consideración de operaciones intracomunitarias pasando a liquidar IVA en el caso de las importaciones, mientras que las exportaciones estarían exentas. A su juicio, esto generará mayores trámites y burocracias, retrasos y controles de las mercancías de Reino Unido que entran en la UE y viceversa, con más demoras en las fronteras.

En este sentido, Cooperativas aseguró que las condiciones de los intercambios comerciales no serán las mismas que cuando Reino Unido pertenecía a la UE, por lo que habrá controles y mayor burocracia. Por ello, pidió a las administraciones que establezcan las medidas oportunas para que los flujos comerciales tengan la mayor fluidez posible, que se aumenten los recursos humanos, técnicos y logísticos para implementar las nuevas reglas sanitarias y fitosanitarias, las capacidades digitales de la administración en materia de obtención de certificados y demás documentos que serán necesarios para exportar a Reino Unido y, en España, conseguir que exista una ventanilla en la única para exportadores donde se integren las competencias de los diferentes ministerios involucrados en la actividad exportadora.

También solicitó a la Comisión Europea que siga de cerca el mercado agroalimentario y esté dispuesta a aplicar medidas de apoyo que pueden ser financieras, entre otros instrumentos, por la partida presupuestaria de 5.000 millones de euros prevista en las Perspectivas Financieras en caso de que los efectos del Brexit sean desproporcionados para el mercado.

El acuerdo debe ser ratificado por el Consejo, el Parlamento Europeo y el Parlamento Británico donde todo apunta que se llegue a un acuerdo provisional para que entre en vigor el 1 de enero, ratificándolo oficialmente posteriormente.