www.mercacei.com
Perspectivas positivas de futuro del aceite de oliva en Hungría

Perspectivas positivas de futuro del aceite de oliva en Hungría

miércoles 12 de diciembre de 2018, 09:00h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

El aceite de oliva en Hungría era un producto marginal hace 20 años, pero en la actualidad su conocimiento e implantación tiene perspectivas positivas de desarrollo a medio y largo plazo. En concreto, se está utilizando cada vez más el aceite de oliva virgen y virgen extra en la preparación de ensaladas, según destaca un estudio de ICEX España Exportación e Inversiones.

En su informe, este organismo subraya que se espera que el aceite de oliva se pueda utilizar además como producto para cocinar, ya que las marcas blancas están reduciendo sus precios, haciendo más asequible su consumo.

Por otro lado, la preocupación por una comida sana y de más calidad va cobrando mayor importancia en la sociedad húngara, y no son pocos los medios que se hacen eco de los productos que favorecen la salud, citando concretamente el aceite de oliva. Así, gran parte de los consumidores de clase media-alta se decantan por el consumo de este producto.

En concreto, el consumo per cápita de aceite de oliva en Hungría en el año 2017 ascendió a 0,3 litros por persona, representando el 5% de las grasas y aceites comestibles. De esta manera se ha producido un crecimiento del consumo en Hungría de más del 20% en volumen y más del 35% en valor en los últimos seis años, y se prevé un crecimiento del 14% en volumen y del 16,5% en valor hasta el año 2022.

Según el estudio, el aceite de oliva de procedencia española está ganando mercado debido a la cada vez mejor relación calidad/precio, fruto de las abundantes cosechas españolas y a su elaboración de alta calidad.

Entre 2012 y 2017 la evolución general del mercado de aceite de oliva en Hungría ha sido favorable. Las estadísticas de Eurostat apuntan que España es líder en el mercado húngaro del aceite de oliva con un 37% de cuota tanto en volumen como en valor para el año 2017.

Conocimiento y posibilidades comerciales

Tras muchos años de desconocimiento por parte del consumidor húngaro, en la actualidad el aceite de oliva de importación española es conocido en el país y está ganando prestigio entre los consumidores húngaros.

El conocimiento de la cocina española es cada vez mayor y se debe en buena parte a la afluencia de turistas húngaros que llegan a España y que, a su regreso, buscan los productos que conocieron durante su estancia en la Península Ibérica, generalmente los vinos y el aceite de oliva.

Asimismo, el organismo recalca que las posibilidades comerciales del aceite de oliva de buena calidad a precios razonables están en crecimiento; y que existe un aumento en la demanda por los aceites de oliva económicos y de precio medio.

Según fuentes de Euromonitor, el precio es el principal factor que influye en la diferencia entre la cuota de mercado en valor del aceite de girasol (77%) y del aceite de oliva (13%).