www.mercacei.com
Cambio de ciclo en el sector oleícola, ya nada será igual

Cambio de ciclo en el sector oleícola, ya nada será igual

jueves 07 de mayo de 2020, 11:51h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

El Antiguo Hospital San Juan de Dios de Jaén acogió los días 25 y 26 de septiembre de 2019 "¿QUO VADIS, AOVE? Reflexiones desde dentro", un foro de debate organizado por la Asociación Española de Municipios del Olivo (AEMO) en el que sus empresas socias, expertos y entidades representativas del sector reflexionaron sobre la superviviencia y futuro del olivar y el aceite de oliva. Este encuentro se dividió en tres módulos que analizaron el porqué de este cambio de ciclo abordando el futuro de la rentabilidad del cultivo (¿Sobrevivirá el olivar tradicional?), la calidad (¿Única apuesta ganadora?) y las claves de la comercialización (¿Envasar o morir?). Este es el análisis y las conclusiones.

Septiembre de 2019, se confirmaban los peores augurios: al cierre de la campaña de comercialización 2018/19 el precio medio de venta en origen de los aceites de oliva en España ha vuelto al infierno, promedios de 2,20 euros/kg. para la categoría virgen extra encienden todas las alarmas.

Las tres últimas campañas habían transcurrido con precios esperanzadores, pero todo parece confirmar que solo se trató de un espejismo y que esta circunstancia solo fue derivada de las adversidades climáticas, lo que implicó un ajuste en la producción mundial y un movimiento ficticio del punto de equilibrio del precio del aceite.

Esta situación de crisis, que podemos considerar estructural, parece que se prolongará, siempre y cuando mantengamos las mismas directrices y estrategias, es decir siempre y cuando no empecemos a hacer cosas diferentes.

Bajo estas premisas y realidades, en AEMO consideramos que era conveniente organizar una reunión de un grupo de trabajo donde invitáramos a empresas, expertos e instituciones de forma que pudiéramos abordar distintas temáticas en torno al cultivo y al aceite de oliva virgen, discutir, intercambiar ideas y finalmente consensuar algunas estrategias de futuro que puedan contribuir a revertir esta complicada situación.

Así surgió el Clúster AEMO-Empresas bajo el título “¿QUO VADIS AOVE?. Reflexiones desde dentro” en torno al cual nos reunimos en Jaén hasta 42 personas durante dos intensas jornadas para debatir desde la libre opinión, sin restricciones ni normas previas.

MODULO 1: HABLEMOS DE COSTES... ¿Sobrevivirá el olivar tradicional?

Coordinador: Cristóbal Lovera

En este primer módulo el debate giró en torno a la rentabilidad actual y futura del cultivo del olivo planteándose topics como los costes de producción, la estructura de la propiedad, el escenario actual de precios, la optimización en la gestión de fincas, el dilema de los sistemas de cultivo (alta densidad vs tradicional), el relevo generacional, el sobrecoste de la calidad o la problemática singular del olivar de montaña.

“La mejora tecnológica que han supuesto los nuevos olivares de alta densidad no tendrá vuelta atrás”

Principal análisis:

Todos coincidimos en que “estamos en un final de ciclo”. La mejora tecnológica que han supuesto los nuevos olivares de alta densidad (intensivos y setos) no tendrá vuelta atrás. El progreso agronómico y tecnológico siempre que ha irrumpido se ha terminado imponiendo y “lo único que lo puede desplazar es otro progreso superior”.

Principal conclusión:

Hay una idea en la que todos estamos de acuerdo: las cosas no son ni blancas, ni negras, sino grises. Y probablemente no exista una receta única para todos, sino que habrá distintas soluciones combinadas a las diferentes problemáticas según cada comarca, cada olivarero y cada explotación. El olivar tradicional, con la estructura de costes actual, deberá reconvertirse, y en cualquier caso buscar valores diferenciales a su producción.

MODULO 2: HABLEMOS DE CALIDAD... ¿Única apuesta ganadora?

Coordinador: Juan Ramón Izquierdo

El segundo módulo, centrado en la calidad y cómo gestionarla, puso sobre la mesa asuntos tales como las categorías actuales del aceite, si éstas generan o no confusión en el consumidor, el debate existente entorno al panel test, el dilema entre producir vírgenes extra de la máxima calidad o aceites más tardíos con mayores rendimientos grasos, el control del fraude y la actuación de la administración al respecto, o la mejora de la calidad de los aceites españoles en los últimos años.

“La normativa debe redefinir las categorías de los aceites y hay que mejorar el necesario panel test”

Principal análisis:

Es claro y patente que existen diferentes estrategias de gestión de la calidad entre las cooperativas e industriales españoles. No todos gestionan la calidad de la misma forma. Unos apuestan por la obtención, del campo a la bodega, de aceites de alta calidad en gran porcentaje, y otros todavía intentan optimizar rendimientos y costes recolectando la aceituna más madura y pretendiendo maximizar la extractabilidad en fábrica. Por tanto “no se puede hablar de una estrategia única”.

Principal conclusión:

Se consensuó que el futuro del sector oleícola español estará en la producción de aceites de calidad, que la normativa debe redefinir las categorías de los aceites para que sean más sencillas, intuitivas y descifrables para el consumidor y por último que hay que mejorar el panel test pero que hoy por hoy es necesario.

MODULO 3: HABLEMOS DE VENDER... ¿Envasar o morir?

Coordinador: Manuel Parras

El tercer y último módulo versó sobre la comercialización de los aceites de oliva en España, sus fortalezas y debilidades. Para ello se abordaron topics muy variados como las distintas estrategias de venta bajo la dualidad envasado versus granel, la integración vertical desde el campo a la botella, el análisis del modelo de éxito italiano, la gestión de excedentes o las estrategias de la distribución con los aceites de oliva, entre otros.

“El futuro está en la calidad y en la comunicación de las virtudes del AOVE”

Principal análisis:

Todos coinciden en que “la principal palanca de venta del aceite de oliva virgen es la salud, le siguen sus valores gastronómicos, culturales y medioambientales”. También los valores que transmitan productos y empresas. Por tanto los asistentes insistieron en que es fundamental “el apoyo a la investigación y divulgación de los valores saludables de los aceites de oliva, y dentro de éstos es una evidencia que las categorías virgen y virgen extra son los que mayor potencial tienen bajo este argumento”, al contener los elementos menores responsables de los efectos saludables en los últimos estudios científicos de salud.

Principal conclusión:

Finalizado este módulo de comercialización concluimos que los asistentes a nuestro clúster estaban de acuerdo en que tenemos un producto único, que estamos ante la grasa más sana entre todas las conocidas y la que mejor huele y sabe, y por todo ello tenemos una auténtica bomba comercial entre las manos que debemos saber gestionar, porque España es la líder en producción, y es España la que gestiona el mercado global.

Hubo acuerdo en que el futuro esta en la calidad y en la comunicación de esas virtudes, tanto en nuestro país como, sobre todo, fuera de nuestras fronteras. Y esa comunicación debe permitir elevar las cifras de venta y el deseo por el producto, lo que conllevará aumentar el precio de equilibrio del precio del aceite, es ahí donde España se jugará el futuro de su olivar en los próximos años.

ANÁLISIS

JOSÉ MARÍA PENCO

Director de AEMO