www.mercacei.com
Adiós a Juan Salas, catador y olivicultor enamorado del AOVE y el olivar

Adiós a Juan Salas, catador y olivicultor enamorado del AOVE y el olivar

martes 10 de noviembre de 2020, 12:23h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

El pasado viernes 6 de noviembre fallecía a los 72 años Juan Salas, químico, catador y olivicultor, enamorado del aceite de oliva virgen extra y el olivar.

Nacido en Porcuna (Jaén) el 4 de febrero de 1948 y criado entre olivos, donde falleció paseando, “solía decir que su primer recuerdo de la cata es el de los molinos de Porcuna. Juan aprendió a catar antes que a leer”, relatan sus compañeros y amigos.

Licenciado en Ciencias Químicas por la Universidad de Granada, este cordobés de adopción y jiennense de nacimiento ha marcado una época en la caracterización organoléptica, según la Asociación Española de Municipios del Olivo (AEMO). “Juan, además, era un gran amigo y un maestro para nosotros. Hombre cabal ante todo y conocedor extremo de todos los entresijos del aceite”, recalcan desde esta asociación.

Tras una estancia en el Instituto de la Grasa, fue reclutado para trabajar en el Laboratorio Agroalimentario de Córdoba, entonces incipiente, siendo el primer trabajador que se incorporó a esta institución. Sus compañeros y amigos destacan que fue pionero en el análisis agroalimentario “y como él decía, por ser el primero, pudo elegir dedicarse a lo que más le gustaba: el aceite de oliva”.

Juan Salas fue responsable del área de análisis físico-químico de aceites, así como el primer jefe de panel del Laboratorio Agroalimentario de Córdoba, puesto que ostentó hasta su jubilación, además de un profesional muy activo en grupos de trabajo de organismos como el Ministerio de Agricultura y el Consejo Oleícola Internacional (COI).

También nos honró con su participación como miembro del jurado de los EVOOLEUM Awards.

Experto catador y comunicador de las bondades del aceite de oliva virgen, estuvo vinculado siempre al mundo agrario, al olivar y al aceite de oliva, “defendiendo la revolución de la calidad para lograr que nuestros aceites de oliva virgen extra fuesen competitivos. Bueno, noble, amigo... le recordamos por su sentido del humor, su cercanía y su pasión por el campo y el aceite de oliva”, subrayan sus compañeros y amigos.

Desde Mercacei trasladamos nuestro más profundo pesar a su familia, amigos y entorno profesional.