www.mercacei.com
Marzo 'caliente' en el sector olivarero: prohibida la salida de cisternas de aceite y marcha a Madrid

Marzo "caliente" en el sector olivarero: prohibida la salida de cisternas de aceite y marcha a Madrid

jueves 20 de febrero de 2020, 12:28h

google+

linkedin

Imprimir

Enviar

El sector olivarero prepara un mes de marzo caliente endureciendo su calendario de protestas por el bajo precio en origen del aceite de oliva. El estado permanente de movilización en el que se encuentran instaladas las tres organizaciones agrarias -Asaja, COAG y UPA-, Cooperativas Agro-alimentarias e Infaoliva les ha llevado a suspender la salida de cisternas de aceite y a recuperar la marcha olivarera que ya tuvo lugar en los años 90 del siglo pasado.

Las nuevas acciones se desarrollarán de forma consensuada en toda Andalucía y las organizaciones hacen un llamamiento para que sean secundadas por todo el sector primario en España. Una vez en Madrid, incluso se está estudiando la posibilidad de instalar una acampada en la capital.

La suspensión de la salida de cisternas de aceite y la recuperación de la marcha olivarera forman parte del calendario de movilizaciones iniciado en Jaén en mayo de 2019 y que en 2020 ha arrancado con los exitosos cortes de las cuatro autovías que cruzan la provincia, y que seguirá con las concentraciones en los 97 municipios jiennenses durante el próximo lunes.

Para ello, el sector olivarero vuelve a hacer un llamamiento a todos los agricultores y a la sociedad en general para secundar estas nuevas movilizaciones que se preparan en marzo, confiando en que a lo largo del recorrido se vayan incorporando territorios a fin de mantener activas las reivindicaciones de los agricultores. Unas movilizaciones que continuarán “hasta que se comience a vislumbrar una recuperación de las cotizaciones y se aporten soluciones al problema estructural que sufrimos desde hace dos años”.


Importaciones de aceite

Por su parte, el sector olivarero de COAG-Andalucía, “ante el desprecio de la industria hacia los olivareros”, perseguirá las importaciones de aceite, poniendo nombre y apellido a las empresas que las realizan y que contribuyen a “machacar” al tejido productivo.

La organización toma estas medidas ante la desesperada situación que atraviesan los olivareros andaluces, que -según las estimaciones- pierden en torno a 3 millones de euros diarios como consecuencia de este tipo de prácticas. Asimismo, y como otra medida de presión, se consideran objetivos prioritarios dentro de las movilizaciones todos los puertos, donde creará grupos de seguimiento de los aceites importados.

Además, va a pedir una revisión del acuerdo de libre entrada de aceite desde Marruecos, “que se ha convertido en un coladero de aceite de todo el Magreb. Un aceite al que no se exigen las mismas condiciones de calidad, medioambientales, etc.”, señalan desde COAG-Andalucía.